Muerde la Pasta apuesta por tickets de compra sin Bisfenol A

 

Se adelanta a la normativa de la Unión Europea

  • La cadena opta por introducir en sus locales papeles de impresión térmica estándar garantizando que se trata de materiales libres de sustancias prohibidas por la UE en 2020

 

Muerde la Pasta, cadena de restauración líder de Tastia Group especializada en gastronomía italiana, ha anunciado la introducción de un nuevo ticket de compra sin Bisfenol A (BPA) en todos sus establecimientos. De esta manera, la compañía se adelanta a la normativa de la Unión Europea, que establece la prohibición de comercializar o utilizar papel térmico con una concentración de dicho componente igual o superior al 0,02 % en peso, a partir del 2 de enero de 2020.

 

Así, Muerde La Pasta  garantiza que los tickets de compra de todos sus establecimientos a nivel nacional están libres de Bisfenol A (BPA). Para ello, la cadena ha optado por introducir en sus locales papeles de impresión térmica estándar Termax P-55 SNA, cuya durabilidad de la imagen en condiciones correctas de manipulación y almacenaje es de 10 años.

 

Macarena Charlo, directora Corporativo de la división de Restauración de Tastia Group señala que “una de nuestras máximas es garantizar la calidad y seguridad en todos y cada uno de nuestros establecimientos. Por eso nos adelantamos a la normativa, cumpliendo con los máximos requisitos antes de su obligatoriedad. Sin duda, es un aspecto prioritario para nosotros”.

 

Muerde la Pasta, más de 10 años de éxitos

Muerde la Pasta es la mayor cadena de restaurantes “todo incluido” de gastronomía italiana, perteneciente a Tastia Group. La compañía inició su actividad hace 11 años, de la mano de dos empresarios castellonenses, propietarios del 100% de la compañía.

 

La cadena destaca sobre todo por contar con un modelo de negocio único, con restaurantes en los que degustar más de 150 recetas de la gastronomía italiana, elaboradas diariamente con ingredientes frescos y de primera calidad, bebidas, un gran surtido de postres y cafés, todo por un precio cerrado y sin límite de consumo.

 

Se trata de una de las marcas más rentables y con mayor potencial de crecimiento del sector, que recibe al año 5 millones de clientes, y alcanza una facturación media es de 2,2 millones de euros por restaurante. La cadena cerró el año 2018 con 31 establecimientos en España, y alcanzó una facturación de 60 millones de euros, un 14% respecto al año anterior.

 

Muerde la Pasta pertenece a Tastia Group, grupo multimarca de capital 100% español, que cuenta con tres unidades de negocio: una división de restauración, formada por tres marcas (Muerde la Pasta, Savoiardi y Abbiocco); Benfood, su división de alimentación, con gran expertise en la fabricación de productos preparados y precocinados típicos de la gastronomía italiana, así como otras propuestas ad hoc hechas a media para los canales de retail y horeca; y Benworks, su división especializada en soluciones de diseño, ejecución, supervisión y entrega de proyectos de construcción llave en mano de establecimientos.

 

Tastia Group alcanzó en 2018 una facturación de 80 millones de euros y cuenta con una plantilla de más de 1.200 empleados a nivel nacional. Recientemente, ha recibido el Premio al Mejor Desarrollo Empresarial Nacional en la edición 2019 de los Horeca New Business Models Awards, celebrados en el marco de HIP 2019, como el mejor grupo que ha liderado una transformación remarcable en su segmento a nivel nacional a lo largo de 2018, donde fue destacado como ejemplo de transformación de un restaurante en un gran grupo empresarial.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *